Publicidad

Falla en sistema de escrutinio impide conocer a los ganadores de las elecciones

El Salvador se fue a dormir sin saber quiénes ganaron las elecciones legislativas y municipales de este domingo. Una falla en el sistema de divulgación del conteo de votos impidió, según el TSE, dar a conocer lo que mostraban las actas de las juntas receptoras provenientes de los casi 1,600 centros de votación de todo el país. A la incertidumbre generada por la falla, el Tribunal agregó un silencio profundo de nueve horas.

Sergio Arauz, Daniel Valencia, Gabriel Labrador y Ricardo Vaquerano

 
 

El Tribunal Supremo Electoral fracasó este domingo en su tarea de entregarle a El Salvador los resultados de la elección de alcaldes y diputados nacionales para el período 2015-2018, y solo después de nueve horas de silencio tras el cierre de las urnas, el presidente de la institución, Julio Olivo, salió a dar la cara para decir que habían tenido una falla y que estaban en proceso de enmendarla. "Hemos tenido el problema de divulgación y hay que confesarlo a la nación", dijo Olivo, a las 2 de la mañana.

Minutos más tarde explicaría en privado a un periodista de El Faro que la culpa de la falla era de la empresa contratada para proveer el software de divulgación de la informacón procesada originada en las actas de las juntas receptoras de votos.

La comparecencia pública del Tribunal solo se produjo después de una hora y media de reunión entre los magistrados y los dirigentes de los 10 partidos políticos legalmente inscritos. Hasta las 2 de la mañana, solamente algunas fuentes alternativas del área técnica y del área adminisrativa del TSE habían dado algunas luces sobre la razón por la cual el sitio en internet que comenzaría a dar información del escrutinio después de las 7 de la noche, se mantuviera en blanco mientras transcurían las horas.

Cuando Olivo apareció en cadena nacional de radio y televisión, hizo un llamado a los partidos políticos y a los candidatos a no proclamarse triunfadores. Sin embargo, hacía horas ya que tanto FMLN como Arena habían hecho algunas incursiones en redes sociales para decir que, según sus estimaciones, los números les favorecían en las tres competencias: elección de 262 concejos municipales, de 20 diputados al Parlamento Centroamericano y de 84 legisladores nacionales.

Ante la incertidumbre creada por el vacío informativo oficial, algunos ejecutivos del TSE explicaron a las 11 de la noche que desde un par de horas antes había suficiente información como para iniciar su divulgación, pero una incompatibilidad de programas informáticos impedía procesar las actas y visualizar el conteo.

Las urnas cerraron a las 5 de la tarde tras una jornada que transcurrió sin mayores estridencias y con una afluencia de alrededor del 50 % de los 4.9 millones de ciudadanos convocados a las urnas, según la encuestadora LPG Datos.

Alrededor de las 7 de la noche lo que hizo el TSE fue anunciar que en ese momento ponía en cero el sitio electrónico de escrutinio para comenzar a recibir el procesamiento de las actas procedentes de casi 1,600 centros de votación. El sitio "elecciones2015.tse.gob.sv" fue puesto a cero, pero el conteo no inició. Fue hasta las 11 p.m. cuando, finalmente, aparecieron unos datos. Los magistrados, sin embargo, no dieron la cara para decir nada sobre esos números y estos solo quedaron desacreditados cuando fuentes alternativas explicaron que lo que mostraba el sitio elecciones2015.tse.gob.sv era un reflejo de las fallas del sistema de escrutinio. "Son datos irreales", dijo a El Faro un ejecutivo del Tribunal que pidió que no se le identificara porque no estaba autorizado para dar declaraciones.

Otra fuente de nivel ejecutivo del Tribunal arrojó luz sobre lo que estaba sucediendo: "Las máquinas que leen las actas no están funcionando. Las actas, gran parte de las actas están listas, pero las máquinas no las leen", dijo este funcionario, que también pidió que se mantuviera bajo reserva su nombre.

A las 11:30 de la noche, el TSE cumplió cuatro horas de silencio incluso en redes sociales, y cuando se llegó la medianoche, una fuente del Tribunal que participó en una reunión de los cinco magistrados confió a El Faro que había un profundo desacuerdo entre ellos sobre cómo manejar la situación. La controversia radicaba en si se difundía información parcial de las actas ya recibidas o no.

En ese momento, cuando se cumplían siete horas del cierre de urnas y el país seguía sin tener idea de quién será el próximo alcalde de San Salvador ni quién dominará la próxima legislatura, llegaron al centro de escrutinio los secretarios generales de dos de los partidos contendientes, Rodolfo Parker, del PDC, y Manuel Rodríguez, del PCN.

Minutos más tarde llegaron los representantes de Arena y posteriormente los del FMLN. Al final hubo representantes de todos los partidos, que iniciaron una reunión con los magistrados. La cita acabó a la 1:53 a.m. y a las 2:02 a.m. el TSE inició su cadena de radio y televisión. "Decirles que el proceso de transmisión de resultados ha comenzado a arrojar resultados positivos en cuanto al procesamiento de actas. Hemos recibido alrededor de 135,000 de un total de 337,000, lo que significa que el sistema de procesamiento de resultados instalado por el TSE ha funcionado", dijo Olivo, sin preámbulos.

A diferencia de la elección presidencial de 2014, cuando a las 7 de la noche el TSE comenzó a hacer públicos los resultados, esta vez habían transcurrido siete horas más y no se sabía nada. Olivo insistió mucho durante su declaración en el esfuerzo por garantizar transparencia en el escrutinio. "Cada una de las actas que se están trasladando se están resguardando en un servidor del sistema de procesamiento de resultados", dijo.

Hizo ver a quienes lo escuchaban que con él y con los otros cuatro magistrados se encontraban los representantes de los 10 partidos en competencia, los de la junta de vigilancia electoral y los de las misiones de observación electoral, entre ellas la de la Organización de Estados Americanos. "La misión de la OEA está certificando la transparencia y veracidad de los resultados", dijo.

Solo unos minutos antes, un predecesor de Olivo había señalado la gravedad de la situación. "Hay que seguir modernizando la transmisión de resultados preliminares. Este grave incidente debe servir de lección", escribió en su cuenta en Twitter el candidato a alcalde de San Salvador Walter Araujo, expresidente del TSE.

Olivo anunció que de inmediato se comenzaría a publicar en el sitio en internet imágenes de las actas de las juntas receptoras de votos tomadas de las originales. Sobre la corrección del problema del software no dio detalles durante la cadena: "El problema de la divulgación esperamos corregirlo y ya hay técnicos de otra empresa contratados". Añadió que "en cuatro horas a lo mejor" podemos tener los resultados.

Lo que no precisó Olivo fue en quién recae la responsabilidad de la falla, pero consultado posteriormente por El Faro sí amplió su información. "La culpa fue de la empresa contratada para proveer el software de divulgación de resultados. Se llama Soluciones Aplicativas la empresa que falló", dijo.

Los partidos, a pesar de toda la omisión informativa del TSE, mantuvieron un perfil público discreto. El FMLN convocó a una fiesta de celebración en el redondel Masferrer, en la colonia Escalón, de San Salvador, pero la actividad estuvo muy poco concurrida. A las cero horas con 45 minutos de este lunes, la orquesta que amenizaba la fiesta anunció el fin del festejo y se retiró. En Arena, el candidato a alcalde de San Salvador, Edwin Zamora, había mantenido silencio, aunque el presidente arenero, Jorge Velado, anunciaba que "la tendencia" les favorecía en la capital. Solo después de las declaraciones del presidente del Tribunal, el candidato Edwin Zamora hizo un comentario: "Soy respetuoso de la autoridad del TSE; a pesar de que nuestros datos nos favorecen vamos a esperar las cifras oficiales". En el FMLN, algunos de sus dirigentes esbozaron tímidos mensajes de celebración en redes sociales señalando que habían logrado el triunfo en San Salvador, Soyapango y Mejicanos.

Olivo anunció que, tal como se había programado, el escrutinio final comenzará la tarde de este martes.

El resultado de las elecciones de este domingo establecerá el tipo de relación que el presidente Salvador Sánchez Cerén tendrá con el Órgano Legislativo en los más de cuatro años que aún le quedarán de mandato cuando los nuevos legisladores asuman sus cargos el 1 de mayo. Además, la próxima legislatura tendrá como responsabilidades inmediatas la elección de cinco magistrados de la Corte Suprema de Justicia y el nombramiento de fiscal general para el período 2015-2018. Desde cuando entró en vigencia la nueva ley electoral tras la firma de los acuerdos de paz en 1992, ningún partido ha ganado mayoría de escaños en la Asamblea Legislativa. En esta elección, aparte de la búsqueda de la alcaldía de San Salvador como uno de los premios grandes, los partidos luchan por el control de la legislatura, ya sea haciendo alianzas para obtener la mayoría simple de 43 de 84 votos posibles, o la mayoría calificada de 56 escaños, indispensable para elegir Corte Suprema y fiscal general.

Hasta el cierre de este artículo, algunos candidatos habían decidido ya hacer sus propias proclamaciones, a falta de datos oficiales: el más contundente fue el alcalde Wilfredo Salgado quien se proclamó... perdedor. 

Salgado, que tenía cinco elecciones ganadas en su historial (llegó a la silla edilicia en 2000), felicitó a través de su cuenta de Twitter al candidato del FMLN, Miguel Pereira: "Felicito a Miguel Pereira y al FMLN por ganar alcaldía de San Miguel", escribió a las 2:55 de la madrugada", en conversaciones con El Faro amplió: "He perdido por 200 o 300 votos", dijo. "Entre los 2 candidatos (en referencia a él y Pereira) no alcanzamos los 33 mil votos, que son casi la cantidad de votos que logré yo solo la vez pasada", calculó. Finalmente, el actual alcalde de San Miguel deslizó una acusación contra su contendiente: "(El resultado) se debe al ausentismo, aunque también trajo (Pereira) votantes a cuidar urnas", dijo. 

El candidato a alcalde por la comuna de Santa Tecla, Roberto D'aubuissón, también decidió adelantarse a los resultados oficiales del TSE y autoproclamarse ganador a través de redes sociales: "Santa Tecla tiene nuevo alcalde, gracias a ustedes tecleños por confiar en mí", escribió en su cuenta de twitter mientras el TSE aún estaba en conferencia de prensa. Cuatro horas, más tarde, apenas pasadas las 6:00 am, su rival, el candidato del FMLN Armando Flores, reconocería su derrota también a través de Facebook: "Agradezco a los miles de tecleños y tecleñas por el apoyo que nos brindaron este 1 de marzo. Felicito a Roberto d'Aubuisson, por haber resultado electo como Alcalde Municipal y ofrezco nuestra mejor disposición para trabajar de la mano para que Santa Tecla continúe avanzando en la ruta del desarrollo", publicó.

Otros resultados que los mismos candidatos perdedores han hecho oficiales a lo largo de la mañana son los de la alcaldía de Nuevo Cuscatlán, ganada por la candidata Michelle Sol, del FMLN, y la de Santa Ana, ganada por el candidato de la coalición Arena-PDC, Mario Moreira.

 

Apoya el periodismo incómodo

Si te parece valioso el trabajo de El Faro, apóyanos para seguir. Únete a nuestra comunidad de lectores y lectoras que con su membresía mensual o anual garantizan nuestra sostenibilidad y hacen posible que nuestro equipo de periodistas llegue adonde otros no llegan y cuente lo que otros no cuentan o tratan de ocultar.
Te necesitamos para seguir incomodando al poder.
¿Aún no te convences? Conoce más sobre cómo se financia El Faro y quiénes son sus propietarios acá.

Publicidad
Publicidad

 

 CERRAR
Publicidad