Publicidad

Tribunal de Ética sancionó dos veces a favorita de Gana y PCN para magistrada

La candidata a magistrada de la Corte Suprema, Marina Marenco Ramírez de Torrento, favoreció en dos ocasiones al hijo de su hermano y el TEG la sancionó por conflicto de interés. Estos antecedentes no detuvieron a Gana y al PCN para proponer que De Torrento forme parte de la máxima instancia de justicia.

Roxana Lazo

 
 

Tras casi un mes de retraso en la elección de magistrados para la Corte Suprema de Justicia, los diputados de Arena, Gana y PCN 𑁋partidos que juntan los 56 votos necesarios para elegir𑁋 incluyeron en su lista de finalistas a una candidata que cometió dos infracciones graves contempladas en Ley de Ética Gubernamental. Este personaje, que reunió la cuota de votos que se requiere, es Marina de Jesús Marenco Ramírez de Torrento, exmiembro del Consejo Nacional de la Judicatura (CNJ). Este Consejo es la instancia encargada de filtrar y promover a jueces y de seleccionar a 15 de las 30 candidaturas a magistrados que revisan los diputados.

La resolución número 44-A-16 del Tribunal de Ética Gubernamental (TEG), con fecha del 11 de junio pasado, impone dos sanciones a Marina Marenco por faltas éticas consideradas graves. Una es porque De Torrento propuso para un cargo de juez propietario a su sobrino —hijo de su hermano—, Roberto Eduardo Marenco Álvarez. Otra es porque intervino en un acuerdo que benefició a ese mismo sobrino para que pudiera cursar el Diplomado en Gerencia Pública. El TEG comprobó un conflicto de interés que benefició a un familiar cercano de la aspirante a magistrada. Como parte de la sanción, fue condenada a pagar dos multas equivalentes a 10 salarios mínimos del sector comercio urbano y que suman $2,387.20 en total.

Este periódico buscó a Marenco Ramírez el 9 de agosto para pedirle su versión de lo ocurrido. Ella dice que el TEG actuó bajo órdenes de “actores” que querían influenciar en su candidatura. Cuando El Faro preguntó qué personas o a qué instituciones ella se refería, respondió: “Yo no quiero entrar en detalles, porque a mí solo rumores me han llegado. Por eso, mejor demandé al TEG con (sic) la Sala de lo Contencioso Administrativo”. Además, se rehúsa a pagar la multa. Sin embargo, el TEG no ha recibido ninguna notificación de que la Sala haya admitido alguna demanda relacionada con el caso, según la jefa de comunicaciones del tribunal, Abril Ortiz.

La Ley de Ética Gubernamental establece en el artículo 5, inciso “c", que los funcionarios no deben intervenir en decisiones que afecten a familiares cercanos. Según esta ley, Marenco Ramírez debía "excusarse de intervenir o participar en asuntos en los cuales parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad tengan algún conflicto de interés".

Según la resolución del TEG, la ley del Consejo Nacional de la Judicatura también establece en los artículos 19 y 20 que los miembros del Consejo "( ... )deberán excusarse de conocer en asuntos en los que ellos, sus cónyuges o parientes dentro del cuarto grado de consanguinidad o segundo de afinidad, tuvieren interés".

La sanción proviene de una denuncia que una persona hizo el 18 de abril de 2016. El TEG recibió un correo electrónico anónimo con la denuncia contra la candidata a magistrada por dos hechos graves de conflicto de interés. La resolución llegó el 11 de junio de 2018, dos años y dos meses después de que se recibió la denuncia. El día siguiente, los diputados comenzaron las entrevistas a los aspirantes para ser magistrados de la Corte Suprema.

El primer conflicto de interés (reseñado por el TEG) data del 16 de mayo de 2012, cuando Marina Marenco ejercía el cargo de Consejal Propietaria del CNJ. En esos días, incluyó a su sobrino Roberto Marenco en el Diplomado de Gerencia Pública impartido por esa misma institución.

El segundo ocurrió el 23 de abril de 2014. Marenco Ramírez ocupaba el cargo de coordinadora de la comisión de selección de jueces. Desde esa instancia, propuso a su sobrino para incorporarlo a una terna para optar al cargo de Juez de Paz Propietario de Oratorio de Concepción (departamento de Cuscatlán). Roberto Marenco fue electo con 14 votos. Aunque lo propuso dentro de la terna, se abstuvo a votar. “Yo estaba en la comisión y propuse el proyecto dónde estaba él (su sobrino), pero lo llevé porque me tocaba”, detalló la candidata a magistrada.

  • ¿La Asamblea Legislativa sabe que usted fue sancionada por el TEG?, preguntó El Faro.
  • Si, los diputados ya lo saben.
  • ¿A qué diputados se lo notificó? ¿A la comisión política?
  • La verdad que sí, no sé. No lo saben, creo...

Para postularse como candidatos a ser magistrados de la Corte Suprema, los aspirantes tienen que mostrar los documentos que muestren sus cualidades, tanto en el área judicial como en su competencia notoria. Para completar esa documentación, Marina Marenco solicitó al TEG el 29 de enero de este año una constancia que mostrara que no tenía ninguna multa.

Marenco Ramírez de Torrento fue propuesta por la Federación de Abogados de El Salvador (FEDAES) y ganó con 2,150 votos. Fue la más votada. Aunque Marenco es aspirante a la magistratura de la Sala de lo Constitucional, el perfil que llevó a los diputados indica que su experiencia es materia de Familia, a nivel de judicatura.

Esta funcionaria trabajó 29 años en la Procuraduría General de la República (PGR). Además, se desempeñó 24 años como jueza propietaria del Juzgado de Segundo de Familia —San Salvador y Santa Ana—. Si bien no ha ocupado un cargo de magistrada propietaria, durante 12 años fue magistrada suplente en la Cámara de Familia de la Sección de Oriente. Lleva 32 años ejerciendo como abogada. En el mismo proceso para competir por una magistratura, Marenco Ramírez de Torrento no presentó constancia de antecedentes penales ni tampoco judiciales, según el perfil que recibió la subcomisión política.

Norman Quijano, diputado de Arena que preside la Asamblea y la Comisión Política, donde estudian los perfiles de los candidatos, confirmó el viernes 10 de agosto a Marenco. “Sí, hemos hablado de la señora De Torrento, la señora Ivette Cardona, (con) Carlos Sánchez. Hay una lista de ocho candidatos.”, dijo. Mientras que Julio Fabián, subjefe de fracción de Arena, explicó que su partido no la ha considerado, pero que no tendrían problema en votar por ella.

El diputado del PCN, Antonio Almendáriz, también la confirmó:

— Diputado, ¿Ustedes apoyan la candidatura de la licenciada De Torrento?

— Sí, está dentro de las listas.

— ¿Cómo propietaria?

— Pues, sí. Pero si no queda como propietaria será posiblemente como suplente.

Marina De Jesús Marenco en junio de 2016Foto El Faro/ Nelson Rauda
 
Marina De Jesús Marenco en junio de 2016Foto El Faro/ Nelson Rauda

Publicidad
Publicidad
 CERRAR
Publicidad