Publicidad

Gobierno venezolano canta victoria por bloqueo de ayuda humanitaria

El gobierno venezolano consideró una victoria haber evitado el ingreso de ayuda humanitaria proveniente de Colombia y Brasil.

AFP / El Faro

 
 

El gobierno venezolano celebró este domingo como una "victoria" que la ayuda internacional no haya entrado el sábado como se propuso el líder opositor Juan Guaidó, tras fuertes disturbios en las fronteras con Colombia y Brasil.

"Hoy se consolida la victoria del día de ayer, mañana consolidaremos aún más esta victoria (...) no pasó ni un camioncito de ayuda humanitaria", expresó el poderoso dirigente Diosdado Cabello, en un acto ante seguidores en San Antonio del Táchira (este), limítrofe con Colombia.

Miembros de la Guardia Nacional venezolana permanecen junto a un camión quemado en el puente internacional Simón Bolívar en San Antonio del Táchira, Venezuela, en la frontera con Colombia, el 24 de febrero de 2019. - Presión internacional contra el líder de Venezuela, Nicolás Maduro, con Washington. jurando
 
Miembros de la Guardia Nacional venezolana permanecen junto a un camión quemado en el puente internacional Simón Bolívar en San Antonio del Táchira, Venezuela, en la frontera con Colombia, el 24 de febrero de 2019. - Presión internacional contra el líder de Venezuela, Nicolás Maduro, con Washington. jurando "actuar" después de que los esfuerzos de la oposición para llevar la ayuda humanitaria al país cayeran en un caos sangriento. Maduro afirma que la ayuda es una cortina de humo para una invasión de Estados Unidos, y ha ordenado varios cruces en las fronteras de Venezuela con Colombia y Brasil. (Foto de Federico Parra / AFP)

Desde una tarima, acompañado por generales leales a Maduro, Cabello, presidente de la oficialista Asamblea Constituyente que rige al país con poder absoluto, aseguró que el gobierno de Nicolás Maduro está firme. "No nos hemos rendido, ni nos vamos a rendir".

"Ayer se lo demostramos, no caímos en lo que ellos querían, no caímos, no les dimos los muertos que ellos querían, actuamos muy inteligentemente conteniendo y aflojando hasta llegar a la victoria", manifestó.

San Antonio está conectado con la ciudad colombiana de Cúcuta -principal centro de acopio de la ayuda enviada por Estados Unidos, por el puente Simón Bolívar, escenario el sábado de disturbios y donde fueron quemados dos camiones con medicinas y alimentos.

Más temprano, el ministro de Comunicación, Jorge Rodríguez, responsabilizó a la oposición liderada por Guaidó de la violencia. "Todo ocurrió en Colombia", afirmó, al acusar a "guarimberos (manifestantes opositores) drogados" de hacer arder los furgones.

Poblaciones venezolanas fronterizas con Colombia y Brasil estaban bajo tensión este domingo, con pequeños focos de choque entre manifestantes y las fuerzas de seguridad en Ureña -también fronterizo con Cúcuta- y San Antonio.

Los militares bloquearon este domingo el puente Simón Bolívar con un contenedor de camión. Pequeños grupos de jóvenes encapuchados se enfrentaban con piedras a un contingente policial y militar, que desplazó una tanqueta al lugar, constató un equipo de AFP. En Ureña también hubo pequeños choques. Un cordón de militares mantenía bloqueada este domingo la entrada de un puente fronterizo entre Ureña y Cúcuta, constató otro equipo de la AFP.

En Santa Elena de Uairén, en la frontera con Brasil, también había tensión. Dos personas murieron y una treintena resultaron heridas el sábado en enfrentamientos entre uniformados y pobladores, mayormente indígenas.Los cargamentos fueron solicitados por Guaidó, jefe parlamentario reconocido como presidente interino de Venezuela por medio centenar de países, después de que la mayoría opositora legislativa declarara "usurpador" a Maduro, denunciando su reelección como fraudulenta.
El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, se declaró el domingo "conmocionado" por la muerte de civiles en Venezuela en el marco del intento para ingresar ayuda humanitaria extranjera al país, y urgió a "hacer todo lo posible para evitar una mayor escalada".

Los enfrentamientos entre manifestantes y fuerzas del gobierno de Nicolás Maduro dejaron el sábado 285 heridos en Colombia -255 de ellos venezolanos- y dos muertos en el estado de Bolívar, limítrofe con Brasil.

Publicidad
Publicidad

 CERRAR
Publicidad