Arena prometió a las pandillas una nueva tregua si ganaba la presidencia

 
Publicidad
Arena se sentó con líderes nacionales de la Mara Salvatrucha y el Barrio 18 durante la campaña presidencial de 2014, en un intento de pactar una nueva tregua si su candidato, Norman Quijano, ganaba la elección. Un video grabado en febrero de ese año muestra una reunión de Ernesto Muyshondt, entonces vicepresidente de Arena, y el alcalde arenero de Ilopango, Salvador Ruano, con representantes de la MS13 y las dos facciones del Barrio 18, Revolucionarios y Sureños. En ella, Muyshondt ofrece, si ganaba Quijano, terminar con el régimen de máxima seguridad del penal de Zacatecoluca, en el que actualmente cumplen pena los principales líderes históricos de las pandillas. El hoy diputado, que ha criticado duramente la negociación sostenida por gobierno de Mauricio Funes con la MS13 y el Barrio 18 en 2012 y 2013, consultó también con los pandilleros el nombre del exguerrillero Facundo Guardado como posible ministro de Seguridad y Justicia de un eventual gobierno de Arena. Tanto Muyshondt como Ruano confirmaron a El Faro la veracidad de la filmación y aceptaron que la finalidad del encuentro era evitar que las pandillas obstaculizaran la candidatura de Quijano a la presidencia y sentar las bases para un pacto de baja de homicidios a cambio de reformas carcelarias. El Faro publicó en abril de 2014 que Quijano había buscado un acuerdo con las pandillas después de perder la primera vuelta de la elección presidencial.

 CERRAR
Publicidad