Publicidad

¡Son los datos, estúpido!

Óscar Picardo Joao

 
 

El Centro de Estudios Ciudadanos (CEC) de la Universidad Francisco Gavidia (UFG) –que dirijo desde 2012- presentó el 20 de noviembre el último sondeo de opinión electoral de cara a las elecciones de febrero de 2019. Los resultados –en la tendencia de las últimas seis encuestas serias: CEC, 28 de agosto; LPG Datos agosto, 31 de agosto; CIOPS 9 de octubre, Cid Gallup, 1 de noviembre; CEC, 19 de noviembre y FundaUngo, 20 de noviembre- ubican a la fórmula Bukele-Ulloa a la cabeza por una diferencia significativa aproximada de 10 puntos en todos los estudios. ¿Esto puede cambiar? Obviamente sí, aunque por el rumbo que va la campaña lo dudo.

En nuestro caso, subimos a nuestra nueva revista “disruptiva.media” los gráficos con su ficha técnica, la interpretación y la base de datos en Excel, para que los lectores y analistas serios estudien los resultados y pudieran cruzar variables o hacer interpretaciones más profundas.

No habían pasado un par de horas cuando los troles de varios partidos comenzaron a desacreditar el estudio, como suele suceder cuando los resultados no te favorecen. Luego se sumaron dirigentes políticos con un alto nivel de inmadurez, particularmente Ernesto Muyshondt y Norman Quijano, aduciendo que las encuestas de la UFG siempre se equivocaban. Posteriormente aparecieron páginas de troles como “TitularSV” y “Alerta Roja” con notas y datos falsos sobre resultados de encuestas anteriores. Vale la pena aclarar –aunque no sea el propósito- que los resultados de nuestros estudios pudieron pronosticar con un alto nivel de aproximación las elecciones presidenciales de 2014, así como la configuración de la actual Asamblea Legislativa. Llegaron al colmo de circular en twitter una foto del anuario de la Escuela Panamericana de 1995 en dónde aparezco como maestro de humanidades con el grupo de 7º grado. En la imagen también aparece un joven Nayib Bukele, y solo por ello los troles dicen que eso explica el resultado de las encuestas, porque “ahora todo tiene sentido”. Por alguna razón no está en la foto Federico Anliker, que fue parte de ese mismo grupo. En ese y otros anuarios debe haber muchos estudiantes de ARENA, PCN, PDC; cuando has sido maestro por 30 años pasan muchos estudiantes por tus aulas.

Nada más alejado de la realidad, por la reputación y resultados del CEC, las autoridades del COENA dirigida por Jorge Velado, así como la actual dirigida por Mauricio Interiano, en 2015 y en 2017 contrataron a nuestro centro para realizar la evaluación de alcaldes y diputados, corriendo más de 23,000 encuestas a nivel nacional en cada estudio (y vean los resultados de ARENA en la elección pasada). Esto lo tuve que exponer para contener los ataques falsos y campaña sucia. También tuve que anotar, que de ambos contratos quedaron cuentas por cobrar por más de 23,000 dólares. Todo lo tengo documentado; sin embargo, la universidad no decidió realizar cobros judiciales.

Posteriormente, frente al resultado desfavorable, se criticó que realicé la presentación de los resultados en el programa de Nuevas Ideas TV (por cierto, el crítico es un “periodista” impresentable que escribe mucho y que poca gente lee). En efecto, fui a presentar los resultados a Canal 21 con Ernesto López, a Orbita TV con José Luis Solórzano y al canal 12 en el programa de Nuevas Ideas; fui a donde me invitaron, y si me hubiesen invitado los del FMLN o los de ARENA con gusto hubiese ido. La idea es difundir estos estudios para que la gente se informe, sin importar el color político. Inclusive a veces he ido a presentar estos estudios a grupos cerrados de líderes, empresarios o políticos.

Parafraseo la célebre frase que Bill Clinton utilizó contra George Bush en 1992 (it’s the economy, stupid) para llamar la atención: No hay que ser estúpido, los resultados de la encuesta son los datos que presenta la realidad, y esta información debe servir para corregir, cambiar, mejorar o reafirmar la campaña, no para atacar. Las campañas sucias "podrían" funcionar si tu integridad es mayor que la de tu oponente; aunque si tuvieses integridad no hicieras uso de tales campañas.

Publicidad
Publicidad

 CERRAR
Publicidad